WISCONSIN

Polémica en Kenosha: Jacob Blake está esposado a su camilla

El padre y el abogado del joven exigen explicaciones.
viernes, 28 de agosto de 2020 · 13:26

El padre de Jacob Blake, el joven afroamericano baleado por la policía de Kenosha el último domingo, aseguró que se encuentra esposado a la camilla del hospital, pese a estar paralizado.

Blake, quien recibió siete balazos por la espalda y posiblemente no vuelva caminar, fue encadenado a la cama donde se recupera en el hospital. Ni su familia ni sus abogados pueden explicar por qué las autoridades tomaron esa decisión.

“Me agarró de las manos y empezó a llorar y me dijo que tenía alucinaciones. Él dijo 'Papi, Papi, te amo. ¿Por qué me dispararon tantas veces? Le dije: 'Cariño, se suponía que no debían dispararte'”, contó su padre.

Por otra parte, el gobernador de Wisconsin, Tony Evers, ya está al tanto de la situación y aseguró que “no entiende” por qué Blake está esposado a su camilla.

“Espero que podamos encontrar una mejor manera de ayudarlo en su recuperación. Eso parece contradictorio. Parece ser una mala medicina”, agregó Evers.

Según explicaron los abogados de la familia, los disparos del oficial Rusten Sheskey le dañaron la médula y la columna vertebral. Además, causaron heridas en los riñones, el estómago y el hígado, y el joven no tiene función genital ni intestinal.

En Kenosha continúan las manifestaciones pacíficas en protesta al accionar policial. Desde los graves incidentes registrados el último martes -cuando un grupo de rebeldes armados terminó con la vida de dos manifestantes- no se han registrado nuevos conflictos con la policía.

Asimismo, esta mañana hubo una multitudinaria marcha en Washington, en reclamo por ampliación de derechos para la comunidad afroamericana. Bajo el lema “Saca tu rodilla de nuestro cuello”, miles de personas se acercaron con pancartas.