APAGÓN ELÉCTRICO

Miles de familias de New York y Massachusetts sufrieron un gran apagón eléctrico

Algunas zonas aún continúan sin suministro de energía.
martes, 2 de marzo de 2021 · 09:21

En medio de un fuerte temporal que azotó este lunes al estado de New York, más de diez mil ciudadanos, clientes de las compañías National Gird y New York State Electric and Gas, sufrieron un intenso apagón eléctrico que, en algunos casos, se ha prolongado hasta esta mañana.

El Servicio Meteorológico Nacional advirtió a los condados de Onondaga, Oneida y Cortald que se registrarían fuertes vientos huracanados de entre 35 y 55 millas por horas, que podrían generar inconvenientes hasta la mañana de este martes. Como resultado de este fenómeno, más de diez mil clientes de los estados de New York y Massachusetts fueron víctimas de un enorme apagón eléctrico que se prolongó toda la noche, y que en algunos sectores se mantiene hasta esta mañana.

Se reportaron 34.026 cortes eléctricos en todo el estado de Massachusetts.

Se espera que los cortes del servicio sufridos por los clientes de National Gird en el condado de Oneida sean solucionados antes del mediodía de este martes, mientras que los usuarios del servicio en el condado de Oswego podrían tener que esperar un poco más. En Onondaga, algunos usuarios recuperaron la energía poco después de la medianoche.

En muchos lugares, los árboles caídos cortaron el cableado y produjeron diversos cortes de energía. En el pico más alto, las estadísticas marcaron más de diez mil clientes sin electricidad. La mañana de este martes, más de seis mil clientes de National Grid en Rhode Island estaban sin electricidad, junto con otros 2.400 usuarios de la compañía en el condado de Bristol, Massachusetts.

La tormenta no solo generó este enorme apagón eléctrico que se extendió por dos estados, sino que se reportaron numerosos daños en ambas jurisdicciones federales. En el condado de Wilbraham, un abeto de 50 pies se cayó en Stony Hill Road y otro árbol se derrumbó en Crane Hill Road, según el servicio meteorológico. Worcester y Framingham también vieron árboles o cables eléctricos caídos, lo que obstaculizó la circulación vehicular y peatonal. En Boston, el andamio de un edificio de siete pisos se derrumbó debido a las ráfagas de viento.

Debido a la alerta, National Gird anunció que aumentaría la dotación de su personal y que extendería los turnos vespertinos hasta altas horas de la noche.

Las autoridades meteorológicas pidieron a la población salir bien abrigados por las bajas temperaturas y las feroces ventiscas heladas desatadas por el temporal.

Otras Noticias