FLORIDA

Florida busca prevenir una inundación catastrófica, tras la ruptura de un estanque de agua residual

Grupos de apoyo intentan solucionar la fuga de líquidos peligrosos.
lunes, 5 de abril de 2021 · 09:14

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, aseguró este domingo que su oficina busca evitar que se generen daños "catastróficos" por las posibles inundaciones que podría causar una planta de fosfato que, al borde del colapso, pone en peligro hogares y negocios cercanos al condado Manatee.

A través de una conferencia de prensa, DeSantis dijo el domingo que los funcionarios de Florida estaban en la escena y que intentan reparar los daños de un depósito agrietado en la planta de aguas residuales que provocó que parte del líquido fluyera hacia el Golfo de México.

El gobernador del Sunshine State recorrió el área un día después de que el Departamento de Seguridad Pública del condado de Manatee declarara el 'estado de emergencia' y emitiera órdenes de evacuación para más de 500 familias residenciadas en la zona.

El presidente de la comisión del condado local agregó que no había ninguna amenaza para el agua potable en este momento.

"Intentamos prevenir y responder, si es necesario, a una situación de inundación catastrófica real", dijo DeSantis la tarde del domingo, al ser cuestionado sobre el incidente. Aunque el agua no es radiactiva, los funcionarios dicen que es muy ácida y causaría un daño ambiental importante si ocurriera una brecha total.

"Actualmente realizamos un riguroso muestreo de la calidad del agua todos los días a fin de respaldar cualquier acción de cumplimiento futura", dijo el sábado el jefe del Departamento de Protección Ambiental de Florida, a través de un comunicado.

El Departamento de Protección Ambiental dijo también  que la filtración fue descubierta “por primera vez” el viernes y que está ubicada en una pared del estanque de 77 acres que contiene alrededor de 600 millones de galones de agua contaminada con fósforo, nitrógeno y pequeñas cantidades de radio y uranio.

"Si bien esta agua cumple con la mayoría de los estándares de calidad del agua para las aguas marinas, existen niveles elevados de nutrientes y el agua es ácida. Sin embargo, no es radiactiva", agregó el organismo.

Fuente: (Tuitealo)

Salgan ahora.

Mientras las autoridades buscan controlar el posible derrame de aguas residuales, destacamentos de la Policía de Florida instaron a los residentes cercanos a la zona a abandonar sus hogares debido a la posible inundación que podría desatarse si la situación se sale de control.

Uno de los mayores riesgos que advirtieron tanto pobladores como funcionarios estatales es la posible afectación a las zonas agrícolas circundantes, ya que si estas son alcanzadas por las aguas residuales podría perjudicar gravemente la cosecha de la temporada.

Otras Noticias