CONTROL DE ARMAS

"El control de armas es un chiste": la nota de los hermanos que acabaron con su familia en Texas

Confesaron que mintieron sobre sus enfermedades mentales.
martes, 6 de abril de 2021 · 10:44

Acusados de acabar con la vida de cuatro miembros de su familia antes de suicidarse, los dos hermanos de Texas dejaron testimonio de cómo mintieron sobre su condición mental para poder burlar el escaso control de armas para adquirir las pistolas con las que cometieron los atroces crímenes que han conmocionado a la comunidad de Allen y a todo el país.

En una nota de cerca de 12 páginas de extensión, vinculada a su página de Instagram, Farhan Towhid, aseguró que “el control de armas en los Estados Unidos es un chiste”, al reflexionar sobre los poco exigentes controles que les permitieron a él y a su hermano acceder al equipamiento bélico con el que llevaron a cabo su macabro plan.

Pese a estar diagnosticados con “depresión severa”, tanto él como su hermano Tanvir burlaron las restricciones a las armas de fuego, sin las cuales pudieron haber perdido una "parte clave" de su estrategia de homicidio y suicidio, que ambos ejecutaron el sábado en su hogar.

La familia estaba conformada por migrantes provenientes de Bangladesh.

“Todo lo que mi hermano tuvo que hacer fue ir a la armería, decir que quería un arma para la defensa local, firmar algunos formularios y eso fue todo”, redactó uno de los principales sospechosos de este macabro hecho en su extensa carta.

“En el formulario, se le preguntaba si tenía alguna enfermedad mental, pero mintió, simplemente dijo que no. No pidieron pruebas ni siquiera. Gracias por hacer este proceso tan sencillo”, redactó uno de los homicidas.

Amo a mi familia, es exactamente por eso que he decidido acabar con sus vidas.

“El plan es simple. Conseguimos dos pistolas. Tomo una con la que disparo a mi hermana y a mi abuela, mientras mi hermano acaba con nuestros padres con la otra. Luego, seguimos nosotros”, prosigue la nota hallada por los funcionarios policiales en su página de Instagram.

Fuentes ligadas al Departamento de Policía de Allen informaron que aún se desarrollan las investigaciones al respecto y quedan cabos por atar en este atroz suceso que dejó conmocionada a esta pequeña comunidad de Texas.

Fuente: (Telemundo)

Escaso control de armas

Este hecho ocurre luego de que se registraran dos tiroteos masivos: uno, en Boulder, Colorado, donde perdieron la vida diez personas; y otro en Atlanta, Georgia, donde ocho estadounidenses fueron acribillados por un sujeto en tres salones de masajes. En ambos casos, las armas habían sido compradas con poco tiempo de anticipación. De hecho, Robert Aaron Long, el tirador de Atlanta, había comprado su armamento el mismo día que llevó a cabo sus acciones.

Este nuevo descubrimiento pone en el ojo mediático la facilidad con la que muchas personas, en condiciones psicológicas complejas, pueden acceder a equipamiento bélico y, mientras algunos funcionarios demócratas exigen un mayor control de armas, líderes republicanos sostienen que este es un “derecho constitucional” que no puede ni debe ser removido ni sometido a restricciones.

Otras Noticias