WASHINGTON D.C.

Biden rechazó las nuevas modificaciones republicanas a su plan de infraestructura

El demócrata afirmó estar dispuesto a reducir sus ambiciones.
sábado, 5 de junio de 2021 · 09:08

El presidente Joe Biden y un grupo de legisladores republicanos no logran establecer puntos en común respecto a la elaboración de un plan conjunto de infraestructura que logre satisfacer a ambos bandos, lo que aleja cada vez más las probabilidades de un acuerdo bipartidista sobre la iniciativa.

El líder demócrata rechazó una nueva propuesta de la principal negociadora republicana sobre el plan de infraestructura, la senadora Shelley Moore Capito, que aumentó el gasto en unos 50.000 millones de dólares con respecto a su última oferta, según la Casa Blanca.

Biden rechazó esta propuesta y aseguró que esta “no cumplía con sus objetivos de hacer crecer la economía, abordar la crisis climática y crear nuevas ofertas de empleo para los estadounidenses”. Aunque el presidente ansía demostrar sus esfuerzos por lograr un acuerdo bipartidista, corre el riesgo de crear división en las filas demócratas si deja que los republicanos dominen las negociaciones.

Hasta ahora, Capito ha sido la principal negociadora republicana. El lunes será su tercera reunión con Biden en menos de una semana.

Los republicanos habían ofrecido anteriormente cerca de 257 mil millones de dólares en nuevos gastos, cifra considerablemente menor a los 2.25 billones de dólares que Biden solicitó inicialmente y que consintió reducir a tan solo 1 billón.

Pese a que las dos partes acordaron volver a conversar el lunes, la Casa Blanca señaló que la administración trazará un camino para desarrollar su plan de infraestructura, sea junto a legisladores republicanos o solo con apoyo demócrata.

En este sentido, la principal portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo a los medios de comunicación que la senadora Capito continuará involucrada en las próximas negociaciones, junto a otros congresistas republicanos, “con la esperanza de lograr un combo más sustancial”.

Por su parte, un vocero de Capito ofreció escasos detalles de lo que se discutió en el encuentro, pero confirmó que las negociaciones continuarán esta semana “a fin de lograr un acuerdo entre ambas partes”.

Biden podría servirse de la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes y en el Senado para llevar adelante su ambicioso plan.

Los cambios en el plan de infraestructura original traen aliados y detractores

La oposición republicana ha representado una piedra de tranca para el multimillonario plan de infraestructura del presidente Joe Biden, que está dispuesto a lograr consensos con tal de conseguir un apoyo mayoritariamente bipartidista.

Hasta ahora, el presidente demócrata ofreció abandonar su idea de aumentar las tasas de impuestos corporativos en un 28 % y reemplazó esta cifra con una tasa impositiva mínima del 15 %, destinada a garantizar “que todas las empresas paguen impuestos”.

Los líderes republicanos consideran que los aumentos de impuestos corporativos para financiar la construcción de carreteras, puentes, tuberías de agua y otros proyectos, son un obstáculo para los empresarios, quienes de verse obligados a pagar millonarias sumas en gravámenes, podrían trasladar sus industrias a otros países.

A su vez, algunos grupos de activistas contra el cambio climático y otros a favor de la creación de empleos protestaron el viernes frente a la Casa Blanca y denunciaron lo que denominaron “las promesas incumplidas de Biden” por “complacer a los republicanos”.