TEXAS

Crimen de Vanessa Guillén: una mujer enfrenta 11 cargos por ocultar información a las autoridades

La soldado desapareció en abril del año pasado y su cuerpo fue encontrado dos meses después.
miércoles, 14 de julio de 2021 · 20:16

Cecily Ann Aguilar enfrenta una acusación de 11 cargos por ocultar el asesinato de Vanessa Guillén, una soldado asignada a Frort Hood en Texas que sufrió el acoso de sus compañeros y posteriormente fue asesinada por uno de ellos.

La joven desapareció el 22 de abril de 2020 y el 30 de junio las autoridades identificaron su cuerpo en una tumba poco profunda y muy cerca de la base militar. Cuando las autoridades identificaron al principal sospechoso del crimen, el soldado Aaron David Robinson, este se quitó la vida frente a los investigadores.

Cecily Ann Aguilar ocultó que era novia del presunto asesino de Guillén.

De acuerdo a las autoridades, Aguilar se asoció, conspiró, confederó y acordó la alteración, destrucción, mutilación y ocultamiento de cualquier registro, documentos u objetos, además del cuerpo de Vanessa Guillén, con la intención de perjudicar la integridad y afectar las investigaciones para dar con su paradero.

La acusación del Ministerio Público se presentó ante el Tribunal de Distrito de Estados Unidos para el Distrito Oeste de Texas, mientras que pese a ser consultados, los abogados de la acusada no emitieron declaraciones al respecto.

 

El crimen de Vanessa Guillén

Vanessa Guillén fue vista por última vez en el estacionamiento de su cuartel en Fort Hood el 22 de abril, y más de dos meses después fueron encontrados sus restos. Las investigaciones concluyeron que fue golpeada brutalmente en la sala de armería donde trabajaba y sus restos fueron transportados por su agresor a fin de ocultarlos.

La identificación no fue fácil, de modo que fue enviada a la base de la Fuerza Aérea de Dover, en Delaware, donde se le hicieron pruebas de ADN y se confirmó su identidad.

Vanessa Guillén estaba por cumplir dos años de servicio militar.

Meses después, las autoridades de Fort Hood emitieron un comunicado en el que expresaron que el fallecimiento de la joven fue mientras se encontraba en servicio, lo que permitió a su familia obtener algunas prestaciones del Ejército.

Vanessa Guillén nación en Houston y era de ascendencia mexicana. Se unió al Ejército en 2018 y semana antes de su desaparición, confesó a su familia que era acosada por uno de sus compañeros, pero no reveló su identidad. Se supo que otras mujeres presentaron denuncias posteriores a lo ocurrido con la joven.