Washington

Descartan que una tormenta solar genere un apagón mundial de energía

La NASA confirmó la existencia del fenómeno, pero explicó que sus repercusiones no son tan desastrosas.
jueves, 15 de julio de 2021 · 20:07

No es cierto que una gran tormenta solar impactará esta semana los sistemas de telecomunicaciones del planeta y causará un apagón general de energía, según confirmó la NASA (en inglés, National Aeronautics and Space Administration).

En las redes sociales se difundió información que advertía sobre una llamarada solar que se registró el 3 de julio y se mueve rápidamente hacia la Tierra. Estos mensajes aseguran que habrá una interrupción en la telefonía móvil, satélites o sistemas como el 5G y los GPS, pero son afirmaciones falsas.

La NASA explicó que no emitió ninguna advertencia respecto a la tormenta solar, que sí ocurrió hace dos semanas e impactó al planeta, generó un apagón momentáneo en las ondas de radio, pero sobre todo en la región del Atlántico.

Según la agencia espacial es imposible que una erupción solar registrada hace más de diez días impacte a nuestro planeta esta semana, y citó la explicación de la Dirección Heliofísica:

Para resumir, una erupción solar con clasificación X1.5 ocurrió el 3 de julio, pero los efectos de la llamarada ya han pasado, la luz tarda ocho minutos en llegar a la Tierra desde el Sol, y eso es lo que causaría cualquier efecto en el planeta.

La actividad solar afecta nuestro planeta pero en menor medida a lo que difundieron algunas personas en los últimos días.

 

¿Qué ocurrió hace dos semanas?

La erupción solar provocó un apagón momentáneo de radio sobre el océano Atlántico y esto causó cierta perturbación para quienes utilizan la señal.

Eso ya pasó hace mucho tiempo y no se avecina una nueva tormenta solar.

La NASA explicó que la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica registró el fenómeno, al igual que el físico solar y director de la asociación de Ciencia en la División de Ciencias Heliofísicas, Alex Young, quien identificó las zonas afectadas por las fluctuaciones de la señal de radio.

El malentendido sobre la tormenta solar proviene de un error en la interpretación de la información que da la agencia a los medios, según explicaron los científicos encargados de la difusión.