WASHINGTON D.C.

"Un gran salto para la humanidad": hoy se cumplen 52 años del alunizaje del Apolo 11

Este logro colocó al país delante de Rusia en la carrera espacial.
martes, 20 de julio de 2021 · 11:13

Mientras el multimillonario Jeff Bezos realiza el primer viaje al espacio con turistas a bordo, este mismo día la historia de la aeronáutica y el espacio conmemora una de las hazañas más relevantes de la humanidad: la llegada del hombre a la luna a bordo del Apolo 11.

El 20 de julio de 1969, los astronautas Neil Armstrong, Edwin Aldrin Jr. y Michael Collins arribaron a bordo de la histórica nave espacial de la NASA al satélite terrestre, en lo que se consolidó como la primera vez que la humanidad puso su pie sobre una superficie más allá del planeta.

“Este es un pequeño paso para el hombre, pero un gran salto para la humanidad”, fue la histórica frase con la que el astronauta Neil Armstrong bautizó este gran logro de aeronáutica espacial, hecho que colocó al país delante de Rusia en la carrera por la conquista del espacio exterior.

Durante un instante la tripulación perdió contacto con la Tierra, pero después la misión siguió sin incovenientes.

“El Eagle ha alunizado”

Al llegar a la órbita lunar, el Apolo 11 permanecería un plazo de tres horas en una denominada órbita de aparcamiento, a 215 kilómetros de altura de la Luna. En este tiempo, la tripulación calibró sus equipos y abordó el Eagle, o Águila, como era conocido el módulo lunar en el que descendieron al satélite terrestre.

Una vez lanzado el módulo, este utilizó diversos combustibles que le permitieron realizar un “frenado hipergólico”, que combustiona sin necesidad de una fuente de calor. La ignición permitió al Eagle alunizar, mientras el Apolo orbitaba la atmósfera de la Luna.

A las 15:17 del 20 de julio de 1969, la base de control de la NASA en Houston escuchó: “Houston… aquí base Tranquilidad. El Águila ha alunizado”.

Fuente: (Saga)

Un gran salto para la humanidad

Seis horas después del alunizaje, los tripulantes del Apolo 11 estaban listos para salir de la nave. El primero en hacerlo fue Armstrong, quien mientras descendía activó una cámara colocada en la nave, que permitió seguir el gran logro de la NASA.

“Este es un pequeño paso para un hombre, pero un gran salto para la Humanidad”, dijo Armstrong al pisar el suelo lunar a las 2:56 h del 21 de julio de 1969 (hora internacional UTC), mientras en Texas, el reloj marcaba las 22:56 del día anterior.

Armstrong tomó la fotografía de sus huellas en la superficie lunar, mientras los demás astronautas realizaron las tareas que se les encomendó, entre ellas instalar un conjunto de aparatos científicos, colocar una placa distintiva de la primera misión a la Luna e izar la bandera estadounidense como símbolo de conquista del satélite. Los astronautas también hablaron directamente con el presidente Richard Nixon durante su estancia en la luna.

Tras cumplir con la misión designada, los astronautas embarcaron el Eagle, y despegaron nuevamente hacia la órbita lunar, donde les aguardaba el Apolo 11.

El presidente Nixon recibió a los viajeros espaciales y les saludó mientras se hallaban en una cápsula de cuarentena preventiva.

Amerizaje en la Tierra

Finalmente, tras haber abandonado el satélite terrestre, el Apolo 11 se acercó a la Tierra  y amerizó en el océano Pacífico, a 1.500 kilómetros de Hawái, donde los tres astronautas fueron recogidos por el portaviones USS Hornet.

Más de 600 personas en todo el planeta presenciaron el alunizaje del Apolo 11 y en los meses subsiguientes el impacto político, social y mediático no tuvo precedentes. Fue una victoria del país frente a sus contrincantes rusos en medio del apogeo de la Guerra Fría.