RIHANNA

Así es la lujosa mansión que Rihanna puso en alquiler en el barrio de Beverly Hills

La cantante hizo el anuncio y los medios difundieron las fotos de sus interiores.
martes, 13 de julio de 2021 · 13:52

Rihanna se encuentra en la búsqueda de un inquilino mientras ofrece su lujosa mansión de Beverly Hills. La artista lo anunció hace poco, y aunque todavía no consiguió dueño, muchos parecen interesados en saber lo que semejante propiedad tiene para ofrecer.

La cantante de 33 años solicitó una suma total de 80.000 dólares al mes por su casa, que se encuentra cerca de las casas de otras reconocidas estrellas como Paul McCartney. Junto a la mansión que ofrece, también se encuentra otra propiedad de la cual es dueña.

Por ahora, no tiene intenciones de poner la casa en venta.

La casa tiene 7.628 pies cuadrados de espacio habitable con 5 dormitorios y 7 baños. La compró el año pasado por un total de 13.8 millones de dólares. Cuenta con una escultura de un toro negro gigante, un patio central al aire libre con una terraza descubierta, piscina, spa y hasta una hoguera.

Entre las diferentes fotos que se difundieron, llamó la atención el toro gigante ubicado en el living.

Antes de caer en manos de Rihanna, la mansión era propiedad de Mary, la hija del creador de “I Dream of Jeannie”, Sidney Sheldon.

Junto con el anuncio se dieron a conocer varias fotos que sirvieron para descubrir por primera vez los interiores de la propiedad. Se desconoce por ahora si la mismísima Rihanna se mudará de barrio o pasará a ocupar la segunda casa que tiene a pocos metros.

 

Se cansó de los robos

Aunque Rihanna posee diferentes propiedades, se sabe que cuenta con varias denuncias por intentos de robo en el interior de sus hogares. Muchas veces se dieron a conocer denuncias realizadas a la policía de Los Angeles por el avistamiento de intrusos en su propiedad.

Para algunos, estaría en búsqueda de una nueva propiedad junto con su novio, el rapero A$AP Rocky.

Claro que las veces que los ladrones intentaron ingresar, la cantante no se encontraba presente. Al parecer, varios ingresantes aprovecharon las salidas de Rihanna por la noche, cuando frecuenta a sus amigos en clubs y restaurantes.