AMY WINEHOUSE

La dejó librada al azar: la presentación más recordada de Amy Winehouse fue improvisada

A diez años de su trágica muerte, la voz y leyenda de la cantante está más vigente que nunca.
viernes, 23 de julio de 2021 · 12:40

La cantante Amy Winehouse fue una de las voces más impresionantes de los últimos años. Su breve vida fue signada por dos álbumes considerados una maravilla y fue el segundo, “Back To Black”, el que le valió su reconocimiento internacional y muchas nominaciones a premios, entre ellos los Grammy en 2008. Sin embargo, su icónica presentación en la ceremonia estuvo a punto de no suceder y fue salvada de una manera increíble.

Amy es parte de la larga lista de músicos que fallecieron trágicamente a los 27 años.

La intérprete de “You Know I’m No Good” luchó durante casi toda su vida adulta con las adicciones y esto le trajo muchos problemas profesionales. Cuando fue nominada a seis premios Grammy en la ceremonia de ese año, también le pidieron que hiciera una presentación en la ceremonia. No obstante, su discográfica tenía estrictas reglas para dejarla asistir: a no ser que fuera a rehabilitación, no la dejarían viajar a Estados Unidos. De acuerdo a su padre, Mitch, fue Universal Records quien la instó a internarse y de no hacerlo no podría concurrir ni a los Grammys ni a los BRIT Awards. Como estaba muy emocionada por estas posibilidades, aceptó.

Al parecer, todo esto ocurrió apenas unas semanas antes de su presentación en los Grammy. Pero para poder entrar a Estados Unidos, Amy Winehouse necesitaba una visa de trabajo. En medio de su tratamiento en la institución, la cantante británica tuvo una breve salida para poder completar los requerimientos del trámite. Volvió a rehabilitación, pero su padre contó que alguien había ingresado de contrabando drogas en un oso de peluche y que cuando se lo quitaron, ella ya había consumido.

Los días pasaban y no sabían nada de la embajada de Estados Unidos, que les había asegurado que tendrían una respuesta respecto a la visa en 48 horas. En medio de la desesperación, alguien del equipo de Winehouse tuvo una idea. “Raye arregló para que la presentación de Amy fuera desde Londres y transmitida vía satélite en los Grammy”, escribió el padre de la artista en su libro, “Amy, my daughter”. Con todo listo, empezaron las preparaciones para su ya icónico espectáculo y fue allí cuando supieron que la visa había sido denegada porque habían hallado rastros de cocaína en su sangre. 

Fuente: (CBS)

Si bien el espectáculo de Amy Winehouse no fue lo que ella esperaba en un primer momento, el resultado fue más que memorable. Esa noche además se llevó cinco premios. Esa fue la primera y única vez que la cantante pudo presentarse en los Grammy, ya que falleció el 23 de julio de 2011 a los 27 años.

 

El mejor homenaje

La lucha contra sus adicciones fue siempre algo recurrente en su vida. La enfermedad la controlaba, pero ella no quería darse por vencida y se internó en varias instituciones para hacerle frente. En una de sus últimas paradas por este tipo de instalaciones, Amy Winehouse fue acompañada por el fotógrafo Blake Wood, que la retrató en un momento muy feliz de su vida. En el séptimo aniversario de su fallecimiento, lanzó un libro titulado solo con el nombre de ella en donde recopilaba las bellas imágenes.

"Este libro es realmente una carta de amor a una amiga", admitió Blake Wood.

La cantante y el fotógrafo se conocieron en 2008 y cuando ella se internó en Santa Lucía, le pidió a Wood que la acompañara. En ese momento ella tenía 24 años y él 22. Las imágenes muestran a una Amy limpia de sustancias y feliz en un ambiente relajado y lejos de las conmociones de su vida. “Y es un diario visual de lo que vivimos en el momento en que ella era muy celebrada por el mundo, pero también muy incomprendida. Ella fue muy querida por las personas que la rodearon, y espero que esto se vea en las fotos”, le reveló el artista a The Guardian en el momento del lanzamiento.