PERROS DE LA CALLE (RESERVOIR DOGS)

Austeridad maestra: el precario contexto en el que Tarantino le dio vida a “Reservoir Dogs”

La ópera prima del famoso cineasta resistió todos los embates.
lunes, 2 de agosto de 2021 · 12:14

La película “Perros de la Calle (Reservoir Dogs)” es la ópera prima de Quentin Tarantino que se estrenó en 1992. Con el correr de los años, el film se consagró como uno de los clásicos de la industria cinematográfica y, además, es considerada la mejor producción del cine independiente americano. Diálogos veloces y brillantes, escenas impensadas que acaban con tiros y muchísimos litros de sangre consagraron a la obra inicial de Tarantino como una de las diez mejores películas de todos los tiempos. Al observar los laureles de la pieza fílmica, nadie imaginaría el austero contexto en el que fue concebida.

Fuente: (Miramax)

Según narran algunos de los mitos que rodean al film producido por Lawrence Bender, Tarantino escribió el guion entero en tan solo tres semanas e inspirado por una sola frase. “Te voy a dejar esa cara bonita que tienes convertida en picadillo de hamburguesa”, fueron las líneas de Stanley Kubrick en el film “Atraco Perfecto (The Killing)” y que resonaban en la cabeza de Quentin a la hora de pergeñar su primera producción. Al parecer, el veloz boceto estaba plagado de errores de ortografía y varias hojas desordenadas al momento de llegar a las manos de su icónico productor.

El film fue protagonizado por Harvey Keitel, Tim Roth, Chris Penn, Steve Buscemi, Lawrence Tierney y Michael Madsen.

Luego del financiamiento de Harvey Weinstein, llegaron 1.6 millones de dólares para llevar adelante “Perros de la Calle (Reservoir Dogs)”. El dinero resultó rotundamente insuficiente para recrear cada uno de los detalles que Tarantino había soñado, pero el cineasta se las ideó para llevar adelante su cometido.

La falta de dinero para “Perros de la Calle (Reservoir Dogs)” llevó a Quentin a pedirle a los actores que aportaran sus propios vestuarios. Gracias a la ayuda de una estilista amiga, el cineasta consiguió los icónicos trajes que engalanaron a sus personajes. y el famoso Cadillac Deville era propiedad del mismísimo Madsen, quien decidió aportarlo para el desarrollo de la narrativa. Además, el almacén donde se rodó gran parte de la cinta era un depósito abandonado de una casa fúnebre y varios de los cajones que aún se encontraban allí, fueron utilizados en el rodaje.

 

La magia está en las historias

Sin lugar a dudas “Perros de la Calle (Reservoir Dogs)” dejó de manifiesto que no se necesita un gran presupuesto para crear una de las obras fílmicas más importantes de la historia. Según manifestó Tarantino en varias oportunidades, de nada sirven todos los despliegues de la industria si la historia inicial es precaria y sin fundamentos.

Tarantino nació el 27 de marzo de 1963 en Tennessee.

Un guion escrito en tres semanas a cargo de una mente brillante fue lo único que se necesitó para construir uno de los clásicos de todos los tiempos y convertir a Tarantino en uno de los directores más emblemáticos de la escena mundial.

Otras Noticias