ETERNO RESPLANDOR DE UNA MENTE SIN RECUERDOS

Lo que no sabías: 3 secretos escondidos de "Eterno Resplandor de una Mente sin Recuerdos"

Una de las películas más celebradas de los años 2000 y el detrás de escena desconocido.
martes, 31 de agosto de 2021 · 14:46

"Eterno Resplandor de una Mente sin Recuerdos (Eternal Sunshine of a Spotless Mind)" es una de las películas más llamativas de la década de los 2000. Estrenada en 2004, dirigida por Michel Gondry y con guion del gran Charlie Kaufman, la película se convirtió en una verdadera sensación no solo porque incluyó en su elenco principal a dos figuras del cine que nunca pensamos que se iban a juntar (Jim Carrey y Kate Winslet), sino porque contó una historia verdaderamente original.

El filme trata de una relación amorosa que se ve derrumbada. A poco tiempo de conocer a los peculiares personajes que estaban en pareja (Joel y Clementine), nos enteramos que ella decidió borrarlo de su memoria para seguir adelante y terminar con la relación. Así, Joel decide hacer lo mismo y se desata una trama que va y viene en el tiempo, con toques de ciencia ficción y mucho dramatismo.

La película también contó con las actuaciones de Kirsten Dunst, Mark Ruffalo y Elijah Wood.

A continuación te contamos algunas curiosidades sobre "Eterno Resplandor de una Mente sin Recuerdos (Eternal Sunshine of a Spotless Mind)" que posiblemente no sabías y te harán amarla aún más.

Un éxito de taquilla

La película contó con un presupuesto grande para ser un filme independiente (20 millones de dólares) y cuando fue estrenada también salió de los parámetros habituales del cine independiente y recaudó más de 72 millones de dólares.

Fuente: (Anonymous Content)

Los actores y actrices

Uno de los puntos más llamativos de este filme fue la interpretación de Jim Carrey, quien por primera vez daba al público un papel de alto contenido dramático. Por otro lado, en un primer momento, el papel de Clementine estuvo pensado para la cantante Björk, quien ya había tenido experiencia en cine con "Bailarina en la Oscuridad (Dancer in the Dark)". Pero finalmente fue Kate Winslet la elegida, y este rol también le supuso una salida de su zona de confort.

Una química inesperada

Los dos protagonistas se ciñeron al guion de Charlie Kaufman pero este también les dio la posibilidad de la improvisación. Un ejemplo de esto es la escena del tren, en que Clem le pega a Joel. Esta fue un total invento de los dos compañeros.

Fuente: (Anonymous Content)

"Eterno Resplandor de una Mente sin Recuerdos (Eternal Sunshine of a Spotless Mind)" resultó por ser una verdadera mezcla alquímica de éxito. Su historia de amor contrastó con las que se contaban en aquel momento en Hollywood y planteó una idea desencantada de las relaciones, sin dejar de contar una fantasiosa situación de dos personas que buscan el amor.

Otras Noticias