KATE MIDDLETON

Profanaron su intimidad y les costó una fortuna: el escandaloso debut real de Kate Middleton

La duquesa de Cambridge sufrió el asedio de los paparazzis y ganó una insólita demanda.
domingo, 8 de agosto de 2021 · 10:13

Desde que ingresó a las filas de la familia real británica, Kate Middleton ha sido un claro ejemplo de cómo se deben seguir a la perfección los protocolos monárquicos. Sin embargo, cuando ella y el príncipe Willian eran apenas unos recién casados, el nombre de la futura reina consorte ocupó un lugar destacado en todos los titulares por unas escandalosas fotografías en topless. Las postales fueron una primicia de un tabloide francés y representaron el mayor escándalo que protagonizó Middleton.

Kate y William contrajeron matrimonio el 29 de abril de 2011.

En el año 2012, el duque y la duquesa de Cambridge viajaron a Francia para sus vacaciones y se alojaron en un alejado castillo que pertenecía a un sobrino de la reina Isabel, el vizconde David Linley. En medio del paradisíaco paisaje, Kate disfrutó de las playas y decidió tomar algo de sol sin prendas de vestir. Lo que Middleton jamás imaginó fue que una serie de parazzis se encontraban en las inmediaciones a la espera de alguna primicia.

Desde lejos y escondidos en arbustos, los fotógrafos obtuvieron los polémicos retratos que, posteriormente, fueron vendidos al periódico francés Closer. Por aquel entonces, la familia real estaba verdaderamente furiosa y decidieron emitir un comunicado oficial al respecto.

Desde que se dio a conocer su vinculación con el príncipe William, Middleton sufrió el acoso de la prensa.

“Sus altezas reales se han entristecido enormemente al saber que una publicación francesa y un fotógrafo han invadido su privacidad de una manera tan grotesca y totalmente injustificable. Sus altezas reales tenían todas las expectativas de privacidad en la casa remota. Es impensable que alguien tome esas fotografías, y mucho menos las publique”, rezaba el comunicado, mientras Kate Middleton continuaba en todas las tapas de los medios gráficos.

De manera inmediata, Kate Middleton y el príncipe William demandaron a la revista por la increíble suma de 1.5 millones de euros. Cinco años después, llegó la sentencia por la que la duquesa de Cambridge recibió 100 mil euros de indemnización y los directivos de la publicación gráfica debieron abonar una multa de 45 mil euros por ser los responsables de gestionar la difusión de las imágenes.

 

Kate Middleton dio el batacazo inicial

Dos años después del escándalo de Kate Middleton, su suegro, el príncipe Carlos, estaba de vacaciones en una villa en el sur de Francia cuando un fotógrafo lo retrató en medio de su descanso. Según The Buffalo News, la postal mostraba a Carlos con una bata de baño en las costas de la playa.

Tras el escándalo con Lady Di, el príncipe Carlos es una de las figuras más resguardadas de la monarquía inglesa.

"Creemos que es completamente injustificable que alguien sufra este tipo de intrusión", se publicó desde el Palacio de Buckingham, que no contaba con respiro luego de la exposición de Kate Middleton.

Otras Noticias