GWYNETH PALTROW

"Fue realmente abrumador": el suplicio de Gwyneth Paltrow luego de ganar el Óscar

La actriz que hoy celebrar sus 49 años no pudo disfrutar de su gran victoria.
lunes, 27 de septiembre de 2021 · 13:11

La actriz Gwyneth Paltrow es una de las intérpretes más conocidas de su generación y saltó a la fama en su adolescencia. No obstante, uno de los roles más importantes de su carrera llegó en 1998 con el estreno de “Shakespeare Apasionado (Shakespeare in Love)”, rol que le concedió una nominación a los premios de la Academia como mejor actriz y que finalmente le otorgó la estatuilla. Pero lamentablemente, para ella eso fue todo menos un motivo de alegría.

Gwyneth Paltrow debutó en el mundo de la actuación en 1989.

La intérprete que hoy celebra sus 49 años habló con la actriz Anna Faris en su podcast “Anna Faris is Unqualified” acerca de la noche en la que se llevó la estatuilla y de cómo eso la afectó profundamente. “Fue demasiado intenso”, sentenció y develó que luego de ser reconocida, decidió esconderse y refugiarse del mundo

“Fue un momento extraño y surrealista. También estaba avergonzada de estar nominada a un Óscar y tenía el síndrome del impostor. Pensaba: 'Ni siquiera puedo creer que esto esté sucediendo. ¿Todos me odian?’. Mi sensación era contradictoria: por un lado pensaba que no iba a ganar y a la vez sentía que todo era genial”, admitió Gwyneth, cuya victoria fue cuestionada varias veces porque la cinta no fue particularmente buena.

Recuerdo haber ganado y sentir que la marea cambió, me surgió esta sensación de tener tanta atención en mí y tanta energía; fue realmente abrumador, volvió a remarcar Paltrow y confesó cómo hizo para lidiar con ello. “Simplemente me escondí durante tres semanas después en lo de mis padres. Fue tan intenso. Todo el mundo esperaba que yo disfrutara del éxito pero en realidad me sentía muy sola. Fue extraño porque aunque no me retiré de la actuación durante varios años, en ese momento ya sabía que no amaba tanto actuar, que no era mi vida”, confesó.

“Shakespeare Apasionado (Shakespeare in Love)” se llevó el Óscar a mejor película y le ganó a "Salvando al Soldado Ryan (Saving Private Ryan)", de Steven Spielberg.

 

El camino elegido no era el indicado

Pero esa noche fue central en la vida de Gwyneth Paltrow porque le ayudó a dar un gran paso hacia adelante y ver que quizás su futuro y su felicidad no estaba relacionados con la interpretación. “No amaba actuar tanto como pensaba”, confesó el año pasado en el programa radial “Quarantined with Bruce”. “Pensé: '¿Hacia dónde estoy yendo? ¿Ahora quién voy a ser?' No era algo tan consciente, pero comencé a sentir que el brillo de la actuación se estaba borrando, sobre todo al estar bajo escrutinio constante y en tapas de revistas cada vez que atravesaba una ruptura”, agregó.

La polémica victoria de “Shakespeare Apasionado (Shakespeare in Love)” se atribuyó a la campaña de Weinstein, que manejaba a Hollywood en esa época.

Pero con el paso del tiempo, esta sensación no se iba y estaba cada vez más presente. “Noté que no era transitorio, que era difícil asentarme en un lugar y yo soy muy hogareña. No quería pasar semanas en un hotel por un rodaje, esa no era yo”, confesó Paltrow, que también contó que no ayudaba tener un jefe “muy duro” en Miramax, en referencia a Harvey Weinstein. Recordemos que este fue condenado a 23 años de prisión por violación y abuso sexual, y que ella lo denunció de manera pública hace unos años. Si bien nunca se retiró del todo de la actuación, hoy en día es mucho más selectiva con sus roles.

Otras Noticias