CHARLIE SHEEN

De lo más alto a ser un paria: la caída de Charlie Sheen en el mundo del espectáculo

El actor que hoy celebra sus 56 años era la persona mejor paga de la televisión, pero dejó que su ego le arruinara la carrera.
viernes, 3 de septiembre de 2021 · 11:39

El actor Charlie Sheen es una de las estrellas más polémicas de Hollywood. Pasó de ser una de las mayores promesas de la industria y estar en lo más alto a los 20 años, a ser la persona mejor paga de la televisión, y luego a estar en las listas negras de los productores. La vida del artista no estuvo exenta de escándalos y el último podría haberle costado su carrera.

La familia Sheen en realidad se llama Estévez y el verdadero nombre de Charlie es Carlos Irwin Estévez.

El protagonista de “Wall Street”, que hoy celebra sus 56 años, nació en una de las cunas más importantes de la industria. Su padre es Martin Sheen, estrella de la icónica “Apocalypse Now”, lo que le garantizó a él y a sus hermanos poder entrar al mundo del entretenimiento sin mayores inconvenientes. Cabe destacar que desde un principio, Charlie demostró estar a la altura. Sus primeros grandes papeles fueron en películas de Oliver Stone y desde finales de los 80, no quedaban dudas de que era un gran intérprete.

"Wall Street" se llevó el Óscar a mejor película.

Pero eso no era lo único que consumía su atención, también empezó a tener problemas de abuso de sustancias y un largo historial de violencia, especialmente en contra de sus parejas. Así y todo, la industria apostaba a Charlie Sheen y en 2003 consiguió el papel de Charlie en “Two And A Half Men”, una exitosa sitcom que estuvo al aire durante 12 temporadas, pero él fue despedido en la octava.

La vida personal de Sheen había servido como inspiración para el personaje que encarnaba en la serie de CBS y Warner Bros., pero con los años, la realidad empezó a superar la ficción y cada vez llegaba en peor estado al set. Muchas veces borracho, el actor hacía casi imposible los rodajes. Jon Cryer, el otro protagonista de la serie, recuerda en sus memorias que todo alcanzó su punto límite en 2011. Según él, su colega tenía problemas para recordar las líneas y hubo una escena en donde eso se hizo demasiado evidente. Pero cuando finalmente lo logró, dejó el estudio. 

"Two And A Half Men” tuvo 262 episodios y llegó a su fin el 15 de febrero de 2015.

“Pero en vez de quedarse después de la grabación, Charlie decidió irse, todavía con su maquillaje, y subirse a su auto para que su conductor lo llevara a casa. Él dejó a Bruce Rosenblum y Peter Roth parados en su tráiler”, recordó Cryer. “Y con eso aceptamos que había algo verdaderamente roto aquí, que no podíamos contar con Charlie para seguir la rutina. Ese fue el último episodio de ‘Two and a Half Men’ que Charlie grabó”, sentenció.

 

La disputa legal y los entre dichos

En febrero de 2011, Charlie Sheen dio varias entrevistas en las que solidificaba su imagen errática y además criticaba fuertemente a los ejecutivos, guionistas y al creador de “Two And A Half Men”. En esa época, se encontraba en medio de una negociación por su salario. Ganaba 1.8 millones de dólares por episodio y era la persona mejor pagada de la televisión, pero quería más. “Mira, cuando llegue la mañana del miércoles van a llamar al estudio Charlie Bros. no Warner Bros. Duh, ¡Estoy ganando!”, dijo en uno de los reportajes. 

Charlie Sheen admitió estar muy arrepentido de su accionar en ese momento y le pidió disculpas a sus compañeros de serie.

Pero todo empeoró cuando hizo una entrevista radial en la que atacó al creador de la serie, Chuck Lorre, y dio el número de teléfono personal al aire. Luego de que recibiera incontables amenazas de muerte y tuviera que contratar seguridad privada, el estudio terminó el contrato con Charlie Sheen. Para la novena temporada fue reemplazado por Ashton Kutcher y el actor llevó al estudio ante la justicia por “despido injustificado”, pero llegaron a un acuerdo monetario que estaría entre los 25 y los 100 millones de dólares.

Otras Noticias