PRÍNCIPE CARLOS

Espiar al príncipe Carlos y Camilla Parker Bowles costará 10 millones de dólares

Uno de los refugios más importantes de la pareja enfrenta un gran desafío.
jueves, 30 de septiembre de 2021 · 19:00

Cuando el príncipe Carlos se casó con Lady Di en 1981, el heredero al trono británico ya había adquirido una distinguida propiedad ubicada en Gloucestershire, conocida como Highgrove Estate. La mansión se convirtió en el hogar oficial del matrimonio real y allí criaron a sus dos hijos, William y Harry. Highgrove aún pertenece a la familia real y, hace apenas algunos días, la venta de la propiedad contigua trajo la posibilidad de que algún afortunado se convierta en vecino de los distinguidos monarcas.

Highgrove Estate es reconocida como el refugio romántico de Carlos y Camila durante su relación extramatrimonial.

La finca contigua a la propiedad del hijo de la reina Isabel posee 117 acres y es reconocida bajo el nombre de The Elmestree House Estate. Edificada con estilo isabelino en 1844, la construcción se colocó a la venta por primera vez desde 1949 por 10 millones de dólares. “Las propiedades familiares como Elmestree rara vez salen al mercado y esta propiedad es particularmente especial”, dijo Matthew Sudlow, director de Fincas y Agencia Agrícola en Strutt & Parker al portal The Post.

Highgrove House, cerca de Tetbury en Gloucestershire, ha sido la residencia privada del príncipe de Gales desde 1980.

La finca vecina a la mansión del príncipe Carlos se considera dentro de las propiedades de listado grado II. Esto significa que debido a su naturaleza histórica, se debe hacer todo lo posible para preservar su estado original. "Encontrar una casa que sea arquitectónicamente tan pura como Elmestree en esta parte del mundo, con muchas características originales junto con una granja modelo de este tamaño intacta, es extraordinario", agregó Sudlow.

La propiedad a la venta cuenta con varios lagos propios.

Los extensos jardines, la granja modelo y las maravillas arquitectónicas isabelinas lograron que la entrada al mercado de Elmestree se convirtiera en un verdadero furor. Por supuesto, la expectativa va en aumento cuando la posibilidad de convertirse en vecinos del príncipe Carlos se pone sobre la mesa.

"Es probable que atraiga la atención de muchos tipos diferentes de compradores, tanto los del Reino Unido como del extranjero, que buscan una residencia privada gracias a su ubicación en la zona rural privilegiada de Cotswolds y la proximidad a la muy solicitada ciudad comercial de Tetbury", agregó Sudlow, quien se encargó de mantener oculto el pequeño detalle del emblemático vecino de la finca.

 

La casa más odiada por Lady Di

Según expresó Andrew Morton, biógrafo de Lady Di, la princesa del pueblo detestaba la vida en el medio de la naturaleza y cada vez que debía volver a instalarse en Highgrove, definía a la propiedad como “la prisión”. Al parecer, el príncipe Carlos fue el que optó por una vida de campo alejada, mientras Diana prefería el ritmo de la ciudad en el Palacio de Kensington.

La nueva película sobre Diana, "Spencer", se lanzará en noviembre.

"No le gusta Highgrove. Ella siente que Camilla vive al final de la calle e independientemente de cualquier esfuerzo que ponga en la casa, nunca siente que es su hogar", reveló el actor James Gilbey, amigo íntimo de Diana, en la biografía escrita por Morton.

Otras Noticias