BRASIL

Banqueros y economistas de Brasil exigen una actuación competente a Jair Bolsonaro

Expresaron fuertes críticas a su gestión de la pandemia.
lunes, 22 de marzo de 2021 · 14:07

Más de quinientos banqueros y economistas de Brasil publicaron una carta abierta en la que señalaron la postura negacionista de la pandemia que mantiene el presidente Jair Bolsonaro. Además, le exigieron que tome medidas efectivas para reducir los contagios y acelerar el proceso de vacunación.

El texto pone de manifiesto que los más de 12 millones de contagios y las casi 295 mil muertes ubican a Brasil como el “epicentro mundial” del COVID 19, en el marco de una crítica situación social y económica.

Durante los últimos meses, se realizaron una serie de manifestaciones para exigir la renuncia de Jair Bolsonaro, a quien acusan de genocida por su manejo negacionista de la pandemia.

Para las personalidades del mundo económico -entre las que figuran exministros, expresidentes del Banco Central y altos directivos de la banca-, el gigante sudamericano atraviesa “una situación desoladora”.

Para combatir esa drástica situación, en su carta plantean que es necesaria “una actuación competente del Gobierno federal”, al que acusaron de negligencia científica y malgasto de los recursos disponibles.

Además, lamentaron el retraso en la vacunación, herramienta que definieron como la salida definitiva a la crisis sanitaria, económica y social que atraviesa Brasil: “La vacunación en masa es condición sine qua non para la recuperación económica y la reducción de los óbitos”.

Fuente: (DW Español)

Ante la posibilidad de que la situación se agrave todavía más, presentaron exigencias a Jair Bolsonaro para que inste al refuerzo de las medidas de protección sanitarias, que en numerosas ocasiones fueron ignoradas por el propio presidente. En esa línea, pidieron que las autoridades incentiven el uso de mascarillas y el mantenimiento de la distancia social.

Para finalizar, arremetieron contra el actual mandatario de Brasil, al que acusaron de promover “el desdén por la ciencia, la defensa de tratamientos sin una evidente eficacia, el estímulo a las aglomeraciones y el coqueteo con el movimiento antivacunas”.

Otras Noticias