ISRAEL

A partir de este domingo, Israel suspende el uso obligatorio de barbijos al aire libre

Atribuyen la medida al éxito de la vacunación.
sábado, 17 de abril de 2021 · 14:08

El Ministerio de Sanidad de Israel anunció que, a partir del domingo 18 de abril, ya no será obligatorio utilizar mascarillas de protección facial toda vez que las personas se encuentren al aire libre. El ministro Yuli Edelstein explicó que el Gobierno tomó la decisión luego de evaluar durante algunas semanas las recomendaciones de los expertos en materia sanitaria.

“El nivel de morbilidad en Israel es muy bajo gracias a nuestra exitosa campaña de vacunación y, por lo tanto, podemos relajar más restricciones”, señaló el responsable nacional del área de Salud en Israel, quien subrayó que los especialistas recomendaron tomar la medida. 

Pese al anuncio de esta nueva medida, el ministro de Sanidad pidió a la población de Israel que sostenga el uso de barbijos o mascarillas en los edificios y otro tipo de espacios cerrados, ya que de esa manera será posible mantener bajo control la situación. “Juntos mantendremos baja la morbilidad”, expresó en referencia a la importancia de la responsabilidad de la población.

Otra medida que también se implementará a partir de la próxima semana en el país de Oriente Medio es la normalización del dictado de clases. El sistema educativo volverá a funcionar en su totalidad y sin la necesidad de conformar grupos burbuja.

Fuente: (Multimedia Terceros)

Una campaña de vacunación “exitosa” que no incluye a los palestinos

Desde el inicio de las campañas de vacunación, Israel se ha destacado por la rapidez en el avance del programa y hoy cuenta con casi cinco millones de ciudadanos que ya recibieron las dos dosis de la vacuna.

Sin embargo, detrás de ese éxito, se esconde la exclusión de millones de palestinos que viven bajo el control del Estado de Israel en la Franja de Gaza y Cisjordania, pero que hasta el momento no han recibido la misma atención en términos de vacunas.

De hecho, el Gobierno israelí solo vacunó a aquellos palestinos que trabajan en su territorio y ofreció una partida de dosis simbólica destinada al personal sanitario.